Cuando la diferencia se hace virtud

Artículo GUREAK

CUANDO LA DIFERENCIA SE HACE VIRTUD

Pocas son las empresas de nuestro territorio en las que se respire tanto un proyecto inspirador nada más cruzar su umbral.
Lo habitual en muchas organizaciones cuando preguntamos por el proyecto empresarial suele ser que nos enseñen el Plan de Gestión y a lo sumo el Plan Estratégico. Cuando insistimos en querer conocer el PROYECTO de empresa, aquello con lo que sus líderes quieren encender y comprometer el corazón de sus personas y equipos encontramos pocas explicaciones y mucha confusión. En general no se ha invertido mucho tiempo en pensar en ello.
A las personas nos mueven los objetivos y los resultados y eso es importante, necesitamos saber por qué estamos juntos y a donde vamos pero en nuestros días el movimiento se nos queda corto, no solo necesitamos personas que muevan sus cuerpos sino que debemos aspirar a saber mover también sus corazones y para ello debemos ir más allá de los objetivos, necesitamos dar sentido a lo que hacemos, visualizar la contribución de esos resultados, en resumen, necesitamos proyectos que inspiren e ilusionen.
Si somos justos y sinceros, es cierto que son muchas las empresas, cada vez más, las que trabajan en definir sus misiones, visiones y valores… y lo bueno del papel es que lo aguanta todo pero cuando un proyecto o modelo cultural hay que enseñarlo en un manual o hay que explicarlo es síntoma claro de que no está suficientemente socializado, no está VIVO.
Este no es el caso de la empresa de la que hablamos hoy, su nombre GUREAK.
Tenemos el honor de llevar años colaborando con ellos y sus cifras de crecimiento anual no dejan nunca de impresionarnos, sin embargo, lejos de perder su espíritu fundacional, este es cada vez más fuerte.
Si todo lo que decimos es cien por cien aplicable a todo el grupo, hoy concretamente queremos resaltar el gran trabajo que se está realizando desde su DIVISIÓN GUREAK ZERBITZUAK.
Siempre que acudimos a Gureak hay novedades positivas, el inconformismo entendido como un motor positivo que te obliga a querer hacerlo cada vez mejor, la innovación, la actitud positiva de todas sus personas, el respeto y cariño hacia ellas y la cohesión son sus rasgos principales. Pero además, en los últimos años un valor que ya estaba en sus orígenes ha tomado todavía más fuerza y presencia: La Participación.
Esta gran palabra en nuestra opinión ya es el presente de algunas de nuestras empresas pero lo que tenemos claro es que va a ser sin duda el futuro. El compromiso sin Participación va a resultar una quimera.

En este caso en GUREAK ZERBITZUAK se ha aplicado este modelo de dirección a infinidad de ámbitos de actuación pero concretamente actualmente se está desarrollando de manera absolutamente participativa un modelo vivo de gestión de las personas que permita mantener de manera estructurada diálogos de mejora y compromiso entre responsables y colaboradores orientados al desarrollo y crecimiento continuo de todas sus personas. Seguro que el sistema cambiará con el tiempo pero de lo que tampoco tenemos ninguna duda es que la filosofía que pone a las personas en el centro de la organización seguirá viva, porque una empresa sólo crece si lo hacen sus personas y ese proceso sólo se puede realizar a través de una comunicación constructiva y constructora.
Toda la dirección de GUREAK, lleva años liderando este proyecto con estilo propio, ejemplaridad y coraje. En este caso de nuevo, necesitaríamos varios párrafos para ser justos con todos los hombres y mujeres a nivel de jefes/as de servicio, jefes/as de producción, coordinadores/as y personas que siempre nos atienden con una sonrisa en una estación de servicio, en un catering, en un jardín, hotel etc.
A todos y ellos queremos darles las gracias por su ejemplo y aporte social pero además en este caso también agradecer muy especialmente a la Diputación Foral de Gipuzkoa y a la Cámara de Gipuzkoa por darnos la oportunidad de ser una pequeña pieza de este ilusionante e inspirador proyecto.

URCOLA: FORMACIÓN Y CONSULTORÍA
OCTUBRE 2017


«

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *